Etiquetas

, , , , , , ,

Se me es imposible escribir una crónica sobre un partido del Atleti cuando se habla tanto de la salida de nuestro delantero estrella. Cuando el tema de los diarios deportivos españoles es  la venta de Radamel Falcao. El partido contra el Mallorca era uno en el cual el Atleti ya había cumplido sus labores. Campeón de la Copa del Rey, tercero de Liga y clasificación a Champions directa. Tras años de mediocridad y fracaso no se le puede pedir más a Simeone y al equipo. El Mallorca salió con un punto del Calderón con mucha fortuna, el Atleti intentó ganar con su once de gala y hasta anotó dos goles que luego fueron anulados. El Mallorca no es el Real Madrid o el Barcelona, rivales a los cuales debemos disputar e intentar ganar en cualquier circunstancia.

Escribo estas líneas y el As ha publicado que el fichaje de Falcao por el Mónaco es oficial. He leído tantos diarios poco rigurosos y mentirosos que hasta que el club no lo haga oficial, no me lo creo. Mucho de lo que se especuló de Falcao era y es mentira. Tras el partido con el Mallorca, fue al Frente Atlético a agradecer todo el apoyo brindado. Los medios buscaron tergiversar esta información asumiéndolo como una despedida del colombiano. Falso. No solo fue él a saludar al Frente, sino también Gabi, Mario, Koke y demás. A pesar de todo ello, asumiré que Falcao ya es la nueva contratación del Mónaco, un equipo que no llega al Atleti ni en afición, historia, títulos y que acaba de ascender. Lo único que tiene es dinero.

En este fútbol moderno, todo se ha convertido en una industria del dinero y se ha perdido el sentido original de este deporte. Un equipo puede llegar a ser campeón sin el mínimo esfuerzo de la hinchada,  los jugadores o técnicos. Solo necesita un buen jeque árabe que venga, ponga la pasta, y asunto solucionado. Ya no podemos seguir aferrándonos al término de ídolo tradicional. Y menos en el Atleti, un equipo en bancarrota y destruido institucionalmente (y si no fuera por Simeone, también deportivamente)  por obra de una de las directivas más incapaces del mundo y la única con sospechas de apropiación indebida que se ha quedado más de 2 décadas en el poder. Jugadores como Javier Zanetti y Frank Lampard son casos únicos pero al menos ellos tienen un sustento económico importante. Sus clubes les dan una remuneración de acuerdo a sus servicios. Al menos tienen directivos dignos que en su momento tuvieron la intención de que permanezcan en el club. En el Atleti no pasa lo mismo.

Por esto, yo considero que Falcao es y será un ídolo del Atlético de Madrid. Quiero creer que el colombiano no decidió su destino. Sus lágrimas en la final de Copa y en el post-partido contra el Mallorca demuestran su cariño y su pasión por el club. Pero no solo eso, el colombiano encaja en el estilo de vida rojiblanco original: humildad, entrega, carácter ganador, responsabilidad y respeto. Lo demostró dentro y fuera de la cancha y nadie lo puede negar. Quiero creer nuevamente que Falcao quiso quedarse en el Atleti. Champions y la posibilidad de tener un equipo mucho más competitivo la próxima temporada. Pero tal vez el depender de un fondo de inversión lo haya obligado a irse a un club que ofreciera beneficios económicos a los inversionistas en este negocio, un club como el Mónaco. Un equipo que pagara el traspaso y las utilidades de los miembros del fondo de inversión. Si este nuevo ídolo se quedaba en el Atleti por muchos años más, estas ganancias iban a quedar paralizadas. La otra opción que considero es que nuestra directiva con sospechas de corrupción y mafia lo incitó a irse. Buscó venderlo para obtener ingresos para paliar la agobiante deuda que tienen, un problema producido única y exclusivamente por ellos mismos. Pensando mucho más allá, tal vez hayan pensado que los últimos títulos evitarían una revuelta atlética con la venta de su estrella. Y que parte de la venta también podía ir a sus bolsillos. Es imposible tener referentes si lo que busca nuestra directiva (y lo han anunciado descaradamente ni sentir un mínimo de vergüenza) es vender a nuestros jugadores cuando destacan mínimamente, basándose en una deuda que no se reduce a pesar de los traspasos, sino que se incrementa. “Los jugadores juegan donde quieren”, que mentira tan grande, Cerezo.

Considero que el hecho de que Falcao se haya quedado dos temporadas en el Atleti, entregándolo todo como un hinca rojiblanco en cada partido, a pesar de las presiones de muchos clubes más grandes deportiva y económicamente e incluso de sus mismos dirigentes de que se vaya es admirable. Habrá gente que no coincidirá conmigo. Que dirá que Falcao es un pesetero y que no tuvo presión de la directiva ni de ningún fondo. Que en el Atleti no existen los ídolos. Como dije, los ídolos tradicionales son uno en un millón en los tiempos actuales y el Atleti de los Gil no es un sitio para ellos. En este Atleti no existen ese tipo de ídolos. Pero ante esa ausencia, busco plantear y crear una nueva forma de héroes, los rojiblancos estamos escasos de aquellos. El delantero de Santa Marta viene a ser este ídolo moderno, un título otorgado en tiempos de fútbol movido por el dinero y en tiempos de posible corrupción y probada incapacidad en su club. Un jugador que contribuyó al Atleti a llegar a la cima de Europa y de España y cuyos méritos no lo llevaron a la arrogancia ni a creerse más que el club (Forlán, Agüero). Un ídolo que respeto al Atlético de Madrid y que llora su partida (forzada). El Niño Torres es considerado ídolo en el Atleti, un consenso casi universal. Él también decidió irse, pero nadie lo llamo mercenario. Es evidente que el prefirió irse y desarrollarse en un club “más grande”, aunque el Atleti en estos momentos sea más glorioso que el Liverpool. Puede que el Tigre haya sido obligado a irse. Entonces, ¿por qué no considerar a Falcao un ídolo? Tal vez no tuvo la suerte de ser canterano atlético, ¿por eso le vamos a quitar tremendo honor?

Aun así, asumiendo que Falcao fue un pesetero y se fue por el dinero, tenemos que ver que la directiva ni siquiera buscó o intentó hacerle una contraoferta decente. Si se hubiera propuesto desde un inicio mantenerlo muchos años, tal vez ofreciéndole un sueldo mayor pero menor que el que le ofrecía el Mónaco se hubiera quedado. Si se le hubiera dado una ficha decente con su nivel, estoy seguro que hubiera permanecido, una ficha incluso menor que el de sus pretendientes. El Atleti tal vez tenía la desventaja del dinero, pero tenía la ventaja del sentimiento de Falcao por el club. Un factor que Cerezo y Gil no supieron manejar. Espero que algún día, en un futuro no muy lejano, un periodista pueda entrevistar al Tigre y decirle: Radamel, cuéntame la verdad.

Torres, Forlán, Agüero, Diego, Falcao. ¿Quién vendrá, brillará y se irá? En vez de echarles la culpa a estos jugadores que desertaron del club por diversos motivos, debemos ver que estas razones están estrechamente relacionadas con la directiva. Tal vez cuando los hinchas se preocupen menos por criticar y juzgar a nuestros jugadores, pero hagan lo mismo y mucho más con todo el desprecio del mundo hacia un señor con gafas y peluca, y a una familia indeseada ubicada en el palco del Calderón las cosas cambien. Tal vez en ese momento nuestros jugadores estrellas serán reemplazados en el banquillo de los acusados por Cerezo y Gil Marín. Tal vez en ese momento podamos erradicar este término de nuevo ídolo y volver a utilizar el tradicional. Tal vez en ese momento nuestros jugadores que tienen potencial para ser futuros ídolos tradicionales (Falcao) puedan cumplir su objetivo. En ese momento tendrán que responder a 25 años de una dictadura. ¿Por qué tenemos una deuda que asciende los 500 millones de euros? ¿Por qué no podemos respetar a la afición de uno de los mejores clubes del mundo? ¿Por qué tenemos embargadas las arcas del club? ¿Por qué tuvieron que pasar tantos años para que el Atleti sea visto como un equipo digno? ¿Por qué los hinchas del Atleti no tienen derecho a tener ídolos tradicionales? ¿Por qué? ¿Por qué? En el Atleti no existen los ídolos tradicionales, tampoco una directiva.

Twitter: Colchonero2012

E-mail: atleti2012@hotmail.com

 

Anuncios